LA MADRIGUERA. SIGUE AL CONEJO BLANCO Y ENTRA EN EL PAÍS DE LOS VINOS MARAVILLOSOS

La Madriguera es una nueva apuesta que se une a nuestra familia de vinos valencianos jóvenes y atrevidos, y que representa las líneas maestras de nuestra filosofía de bodega.

En primer lugar, apostamos por una excelencia en el diseño que nos permite comunicar, establecer un feedback enriquecedor contigo, porque ya nos conoces y porque ya sabes cómo somos. Es una propuesta gráfica con la que rompemos con los valores tradicionales establecidos en la comercialización del vino, y que nos permite abrirnos a nuevas propuestas, a nuevos valores, a nuevos discursos.

La Madriguera es un punto de encuentro, un lugar recóndito, escondido, donde nos permitimos establecer complicidades, donde podemos estar muy juntos y muy unidos, en una especie de escondite en el subsuelo, en el lugar donde sólo se pueden compartir los grandes secretos.

Nuestro equipo de bodega entiende nuestros productos, como una manera de mejorar la vida de las personas, por eso nuestros vinos nos invitan a disfrutar de la vida, no pueden beberse de otra manera, son los que nos hacen felices y son los que queremos compartir con vosotros, con la mejor compañía, y en los mejores momentos.

La cultura de Bodegas Arráez, es la de crear, propagar, intercambiar nuevos lenguajes con los amantes de la viticultura, con gente como tú, que estás cansado de los mismos discursos de toda la vida. Que te aburres con las mismas etiquetas, porque estamos hartos de ver cómo los valores tradicionales se perpetúan una cosecha detrás de otra. Apostamos por la innovación y queremos conectar con vosotros, con las nuevas generaciones que se incorporan al mundo del vino.

Los dos mono varietales que presentamos: monastrell y merseguera… son un homenaje también, a nuestros predecesores, porque valoramos su trabajo, la viticultura de nuestros padres y de nuestros abuelos, con las variedades de uva autóctonas que hemos conocido desde pequeños, y que hemos bebido y que hemos olido, en las mesas de nuestras casas. Tenemos la responsabilidad de seguir este camino. Es un aprendizaje mutuo, una conexión con nuestros orígenes, pero al mismo tiempo, queremos ir más allá, y trasladar estos valores, con un lenguaje nuevo, vanguardista, que espera conectar con la sociedad actual.

En Bodegas Arráez, solo pretendemos establecer complicidades, construir puentes intergeneracionales entre el pasado, entre el presente y hacia el futuro. Os invitamos a que entréis en nuestra particular madriguera. Para brindar con nosotros por un nuevo vino que se une a nuestra gran familia. Seguid al conejo blanco, no lleguéis tarde… y juntos viajaremos por el país de los vinos maravillosos: los vinos atrevidos, hedonistas, jóvenes, frescos, mediterráneos, epicúreos… como los que elaboramos en nuestra bodega.

Este sitio web utiliza cookies propias para analizar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias, en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Si continúas navegando, consideraremos que aceptas su uso. Puedes configurar o rechazar la utilización de cookies u obtener más información AQUÍ.